Cómo pintar macetas de barro

Aunque las macetas tradicionales de terracota son prácticas, tienen el gran inconveniente de pasar completamente inadvertidas, ya que todas tienen los mismos colores y formas. Para muchas personas lo importante es que las flores que contengan sean realmente bonitas, pero otras, además, quieren que tanto como las plantas, sus macetas destaquen por colorido y originalidad.

Para los que pertenecen a este último grupo vamos a ofrecer un pequeño tutorial sobre cómo pintar macetas de barro para darles un toque personal , de manera que vuestros patios y balcones llamen la atención.

Cómo pintar macetas de barro

Como casi siempre ocurre en los trabajos de pintura, el primer paso es el de acondicionar la superficie sobre la que se va a trabajar, en este caso, la maceta.

Para ello la limpiaremos a fondo y además lijaremos su superficie con una lija de grano fino. Esto último es muy importante, ya que la adherencia de la pintura mejorará y conseguiremos unos resultados mucho más duraderos, sobre todo si la maceta va estar expuesta a la intemperie.

Cabe apuntar que el lijado debe de realizarse con sumo cuidado, ya que no queremos dejar rayaduras en el tiesto que arruinarían todo el trabajo de pintura posterior. Una vez terminemos de lijar, se pasará un paño humedecido en agua para retirar el polvo.

En este punto habrá quien esté tentado a coger el bote de pintura y la brocha y comenzar, pero uno de los pasos más a tener en cuenta a la hora de pintar macetas de barro es sellar su interior con el objetivo de evitar que la humedad generada por la planta se filtre desde el interior hacia el exterior y termine por deteriorar irremediablemente la pintura.

Para evitarlo aplicaremos al menos un par de capas de imprimación selladora específica para este tipo de material. Aquí será muy importante respetar los tiempos de secado señalados por el fabricante.

Sólo si hemos llevado a cabo escrupulosamente este proceso  estaríamos en disposición de comenzar a decorar el exterior de la maceta con todas las garantías.

Cómo pintar macetas de barro

Debido a las peculiares características de la terracota habrá que prestar atención al tipo de pintura utilizado. Lo más conveniente es usar algún tipo de pintura acrílica, que garantiza un buen agarre, alta perdurabilidad y unos colores fuertes y llamativos. Para su aplicación usaremos un rodillo o una brocha de buena calidad y daremos, como mínimo, un par de manos.

Hay multitud de formas y diseños que podrían usarse a la hora pintar macetas de barro, desde los más básicos de un solo color, a aquellos verdaderamente intrincados para los que se necesita tiempo, paciencia y una pericia que no todo el mundo tiene.  Pero, aunque aprender cómo pintar macetas de barro no exige tener una vena artística, aquí van unos cuantos trucos con los que se pueden conseguir bonitos efectos sin necesidad de muchas complicaciones.

El primero de ellos consiste en marcar líneas verticales en el tiesto con ayuda de cinta aislante y posteriormente pintar toda la superficie del color elegido. Una vez seca la pintura se procede a retirar la cinta y obtendremos un diseño muy original donde se intercala el color natural de la maceta con el elegido por nosotros.  Evidentemente esta técnica puede usarse con diseños más complicados y complejos sin mayor dificultad.

Otra idea es la  de jugar con las tonalidades de diferentes tiestos. En este caso se pintaría la maceta de un solo color, diferente al del resto de tiestos de alrededor, formando una interesante combinación cromática.

Ya no tenéis la excusa de decir que no sabéis cómo pintar macetas de barro para no lanzaros a personalizar el patio o terraza a vuestro gusto.

Cómo pintar macetas de barro
Valora este artículo

¿Qué opinas tú?