Cómo pintar en madera

Seguramente cómo pintar en madera sea una de las preguntas que más frecuentemente se buscan en google por parte de aquellos que se están iniciando en el mundo del bricolaje y quieren darle un aire nuevo a algún mueble que ha quedado anticuado. Y aunque lo cierto es que no se trata de una tarea que revista gran complejidad, sí que hay que tener en cuenta unos cuantos puntos para llevar a cabo el procedimiento de forma correcta.

Por ejemplo, la madera que queremos pintar ¿está barnizada?, ¿la dejaremos a la intemperie o dentro de casa?, ¿queremos realizar alguna clase de un diseño decorativo o simplemente darle un color base?,… Y estas son sólo algunas de las muchas cuestiones que pueden afectar el trabajo a la hora de pintar en madera.

Cómo pintar en madera

Precisamente por la imposibilidad de tratar cada uno de los casos específicos lo que vamos a hacer es explicar el procedimiento estándar a seguir para saber cómo pintar en madera.

El primer paso será el de preparar la madera para todo el trabajo posterior. De esta manera, si la madera tuviera algún tipo de resto de pintura anterior, se procederá a su eliminación con ayuda de una rasqueta. En este punto no es  preciso apurar, puesto que más adelante se procederá a  lijar toda la superficie para eliminar las pequeñas impurezas que hayan quedado.

Para reparar los desperfectos que presente la pieza, se rellenarán éstos con masilla especial para madera , ayudándonos con una espátula. Será cuando esté seca la masilla cuando, entonces sí, se realizará el lijado.

Primero se da una pasada con una lija de grano grueso y luego otra en más detalle con una lija de grano fino hasta eliminar por completo cualquier tipo de rugosidad de la pieza de madera. Si se hace siguiendo siempre el veteado de la madera, nos dará un acabado mucho mejor que si lo hacemos a contra veta.

Esta fase de preparación finaliza retirando el exceso de polvo con ayuda de un paño húmedo. Hecho esto ya tendremos nuestra pieza de madera lista para poder pintar sobre ella.

Cómo pintar en madera

Si bien hay pinturas, como la pintura la tiza, que pueden aplicarse directamente sobre la madera y aseguran un muy buen resultado, dando una mano previa de imprimación selladora conseguiremos el mejor resultado posible, ya que esta capa permitirá que el todo el trabajo posterior de pintura presente un acabado mucho más uniforme y hará que los colores destaquen mucho más.

Afortunadamente el pintar en madera  no presenta muchos problemas, al tratarse de un material que acepta muy bien prácticamente todo tipo de pinturas y técnicas.  En cualquier caso si el objeto a pintar va a tener un uso intensivo, siempre será mejor  usar pinturas de base oleosa, ya que  con las pinturas con base al agua se corre el riesgo de que los colores se deterioren con mucha más rapidez.

Para aplicar la pintura se puede usar un pequeño rodillo y una brocha de buena calidad para los recovecos y pequeños detalles. El número de manos a aplicar variará según la madera, pero en todo caso, un par de capas es lo mínimo en cualquier trabajo de pintura, y esta no es la excepción.

Una vez la pintura de la última mano aplicada esté totalmente seca, se procederá a proteger la madera con una mano final de laca selladora o barniz como forma de dar por concluido nuestro trabajo.

Saber cómo pintar en madera ofrece la oportunidad de renovar la apariencia de infinidad de muebles y enseres deteriorados, que pueden tener una segunda vida o venderse como objetos de segunda mano a un precio mucho mayor que si lo hubiésemos hecho con su aspecto original.

[Total:3    Promedio:5/5]

¿Qué opinas tú?