Cómo pintar mi habitación

Nunca había pensado que un día aprendería cómo pintar mi habitación, pero cuando no tienes medios económicos no te queda más opción. Eso es lo que hice y quiero explicaros el proceso.

Pintar es una tarea que exige mucho trabajo de preparación, por lo que hay que tomarse el tiempo necesario para dejarlo todo listo antes de empezar.

Cómo pintar mi habitación

Retiraremos todos los protectores de enchufes e interruptores eléctricos y los cubriremos con cinta aislante.

Aplicaremos cinta de carrocero en molduras, rodapiés, marco de la puerta y ventanas. Quitaremos los muebles o los agruparemos en el centro de la habitación cubiertos por algún plástico o sábana vieja en su defecto. Rellenaremos las grietas y agujeros de la pared con una masilla de secado rápido. Limpiaremos las paredes con un trapo húmedo para eliminar el polvo. Y por último, extenderemos algún plástico en el suelo de la habitación para evitar manchas.

Se comienza a trabajar por un punto de unión entre la pared y el techo usando una brocha angular de buena calidad.

Si la habitación tiene molduras, se sigue la cinta de carrocero que las protege, pero con cuidado, ya que la pintura podría filtrarse y manchar la moldura. Para evitar que la pintura se seque dejando protuberancias, se unta suavemente la pintura sobre las esquinas y las paredes adyacentes.

Para las extensiones más amplias de pared utilizaremos un rodillo. Un truco para conseguir un acabado más liso, uniforme y sin grumos, es comenzar a aplicar la pintura desde una esquina, en secciones de aproximadamente un metro cuadrado, describiendo la forma de una “W”.

Para que se mezcle bien la pintura, lo mejor son brochazos largos y suaves en cada pasada, cambiando la dirección del rodillo ligeramente hasta conseguir que desaparezca la “W”. Nos tomaremos el tiempo necesario con el rodillo, moviéndolo a un ritmo moderado para evitar salpicaduras. Si se derrama pintura la limpiaremos de inmediato con un trapo húmedo. Realizaremos el mismo procedimiento en todas las paredes y el techo.

Para alcanzar los puntos altos de la habitación utilizaremos un mango telescópico para el rodillo o bien una escalera de 5 ó 6 peldaños. Y para las áreas pequeñas de alrededor de enchufes, puertas y ventanas, un rodillo de menor tamaño o una buena brocha.

Una vez pintada toda la habitación, dejaremos secar durante varias horas antes de aplicar una segunda capa de pintura, y tras ésta, dejaremos secar bien antes de retirar la cinta de carrocero y colocar los apliques.

¿Complicado? Si yo pude aprender cómo pintar mi habitación, tú también puedes siguiendo estas indicaciones.

Y para los más atrevidos hemos publicado un artículo sobre cómo pintar rayas en la pared.

Valora este artículo

¿Qué opinas tú?