Cómo pintar zapatillas de lona

Lucir una prenda de diseño exclusivo siempre es un plus, y con el “háztelo tú mismo” cada vez más en boga el calzado no se escapa de esta tendencia. Vestir unas zapatillas pintadas a mano es cada vez más frecuente, así que para quienes quieran probar, vamos a explicar cómo pintar zapatillas de lona de forma rápida, sencilla y con muy buen resultado.

Si es la primera vez que usáis esta técnica os recomendamos que probéis con unas zapatillas de lona viejas que tengáis por casa, pero si sois habilidosos, lo mejor es comprar unas zapatillas blancas que darán mucho juego a la hora de hacerles cualquier diseño.

Cómo pintar zapatillas de lona

Para pintar las zapatillas pueden usarse diversos materiales. Muchos gustan de usar pinturas acrílicas, pero eso requiere de un buen dominio de los pinceles, por lo que es mejor optar por rotuladores especiales para tela por su comodidad y facilidad de uso.

En cuanto a los pasos a seguir para hacer el dibujo, lo ideal es comenzar a trabajar sobre el papel teniendo en mente la zapatilla a customizar. Una vez se tenga claro el diseño, éste se transferirá al calzado con ayuda de un calco. Es importante, que antes de aplicar los colores, la zapatilla esté bien limpia, pues facilitará que los pigmentos se adhieran a la lona.

Previamente a comenzar a pintar, conviene proteger las zonas que no se vayan a colorear. Por ello, se colocará cinta de carrocero en estas partes y se introducirán bolas de papel en el interior de la zapatilla, de forma que no se manche el interior a la vez que dan consistencia a la superficie.

A la hora de colorear el diseño es aconsejable empezar por el exterior e ir rellenando hacia el centro siguiendo siempre la misma dirección para dar una mayor uniformidad al dibujo. No todos los colores tienen la misma intensidad, por lo que seguramente haya que dar alguna capa más en ciertas zonas para que el dibujo quede tal cómo lo habíamos imaginado.

En caso de trabajar con zapatilla oscuras lo mejor es dar una primera capa de blanco en la zona del nuevo diseño. Esto permitirá conseguir tonos más brillantes que si trabajásemos directamente sobre el color original de la zapatilla.

Finalmente, para fijar bien los colores y mejorar su resistencia, es preciso planchar la zapatilla colocando una pequeña tela entre el nuevo diseño y la plancha. Se trata de una operación delicada por lo que hay que extremar las precauciones.

Siguiendo los pasos aquí detallados sobre cómo pintar zapatillas de lona, tendréis unas zapatillas completamente personalizadas.

Cómo pintar zapatillas de lona
5 (100%) 1 vote

2 Comments

  1. María
    • Alberto Sanchez

¿Qué opinas tú?